Resonancia Magnética Cardiaca (Video resonancia)

La Resonancia Magnética (RM) es un examen no invasivo en el que se producen imágenes de alta definición del corazón y de los grandes vasos. Utiliza imanes de gran potencia, creando un campo magnético 15.000 veces mayor al de la tierra. A través de una compleja tecnología se obtienen fotografías estáticas o dinámicas de las diferentes estructuras internas.

Una de las grandes ventajas de la RM es su inocuidad, pues no utiliza rayos X ni contrastes yodados para la adquisición de las imágenes.

Los pacientes que pueden beneficiarse de este tipo de prueba son muchos es capaz de evaluar con precisión la mayoría de enfermedades que afectan al sistema cardiovascular, como la cardiopatía isquémica (infarto de miocardio), las enfermedades de la aorta, la enfermedad pericárdica, la afectación de las válvulas cardíacas, las miocardiopatías, los tumores cardíacos, la hipertensión pulmonar o las diferentes cardiopatías congénitas.
 

Cómo se realiza y cómo prepararse

La RM utiliza potentes imanes para crear las imágenes. Por ello, y como medida de seguridad, es muy importante asegurarse de que el paciente no porta objetos metálicos o magnéticos. Así, existen circunstancias en las que no es recomendable la realización de la RM, como en los pacientes portadores de marcapasos, desfibriladores implantables o clips metálicos cerebrales. La mayoría de los implantes metálicos utilizados en cirugía cardíaca (prótesis valvulares, alambres esternales,…) son compatibles con la RM. Siempre se debe informar al personal sanitario de la presencia de cualquier tipo de metal en el cuerpo. Asimismo, si está o cree que puede estar embarazada.

Un aspecto importante en la preparación para una RM es la presencia de claustrofobia (temor a los espacios cerrados). El paciente claustrofóbico suele tolerar sin problemas el test si se llevan a cabo una serie de medidas preventivas. Así, la información detallada sobre las características de la máquina y del estudio, y en ocasiones la utilización de sedación ligera (una medicación relajante) habitualmente resultan suficientes. En estos casos, se recomienda que el paciente acuda al test con un acompañante. Si el paciente no es claustrofóbico, no se requiere preparación especial.

Previo al inicio de la prueba, un técnico en RM informará al paciente sobre la misma. El paciente se acostará sobre la mesa de la RM y se colocarán pequeños electrodos sobre su pecho para el registro del ritmo cardíaco. En la mayoría de las ocasiones, se realizará una punción venosa en la flexura del codo obteniéndose una vía venosa para la administración de contraste no yodado. La máquina de RM consiste en un largo tubo, luminosos y ventilado, abierto por los dos extremos. Existe una cámara de vídeo y un sistema de audio por el cual el paciente se comunica con el técnico durante todo el estudio. Es importante que el paciente permanezca tranquilo, sin moverse y siguiendo las instrucciones, que básicamente consistirán en “tome aire”, “expúlselo”, “no respire” y “respire normal”. La máquina de RM produce sonidos intensos, por lo que se provee al paciente de cascos o tapones para los oídos.

Normalmente, el estudio dura entre 25 y 45 minutos, dependiendo de la información requerida. Tras el estudio, si se ha utilizado sedación, se recomienda mantenerse en ayunas durante unas horas y no conducir tras el test. Si no se ha utilizado sedación, el paciente puede realizar su actividad habitual inmediatamente.

Imagen26

RESONANCIA CARDIACA DE ESTRÉS FARMACOLÓGICO

La resonancia magnética de estrés farmacológico se utiliza para el diagnóstico y la valoración del tejido del corazón y proporciona una evaluación segura y efectiva de los pacientes con enfermedad coronaria. Es un tipo de resonancia en el que se utiliza un fármaco, el Regadenoson, que trabaja aumentando el flujo de sangre en las arterias del corazón. Si las arterias de su corazón están estrechadas la contracción del corazón no se verá normal en las imágenes de la resonancia. Para realizar esta prueba debe saber que tiene que acudir en ayunas de al menos 6 horas y que no debe tomar ni té ni café las 24 horas previas al estudio.